MariteOtero en "Un Mundo Sin Igual" Banco Exterior

jueves, 18 de agosto de 2016

Paz desde la Comunicación Asertiva

Columna: Marité con Garras
María Teresa Otero @MariteOtero

A veces callamos, callamos para no herir, callamos resignados, callamos porque ser claros nos resulta difícil, parece que tener una comunicación asertiva forma parte de las excepción y no de la regla.

La comunicación asertiva implica expresar lo que estamos sintiendo o pensando desde la honestidad, aunque esto implique manifestar nuestro desacuerdo antes determinadas posiciones de terceros, es importante que tengas presente que al decir que “si” a otros no te estés diciendo “no” a ti mismo.

Cuando no logramos ser asertivo existe una amplia posibilidad que las respuestas que manejemos antes los demás sean de dos tipos:

Sumisas, con actitudes como ceder ante lo que no se quiere, someterse y no hacer valer sus derechos, siendo muy posible que luego se sientan dolidas, resentidas o débiles.

Agresivas, haciendo valer sus derechos con soberbia, gritos, desprecio hacia los demás, sin tener en cuenta sus opiniones o sentimientos.

En cualquiera de estos casos, estas personas no han aprendido a comunicarse de manera asertiva y necesitan aprender cómo hacerlo y practicar.

Para mi el secreto de la comunicación asertiva hace referencia a la forma que utilizamos para expresarnos, con el debido respeto, sin la intención de dañar al otro, aunque es cierto que algunas verdades duelen, pero también es cierto que las mentiras duelen más.

Es por ello que hoy quiero compartirte algunas características en las cuales puedes enfocarte para iniciar tu proceso de evolución a la asertividad.

Las personas asertivas manifiestan claramente sus emociones e ideas sean positivas o negativas, se expresan desde la honestidad.
Son personas seguras de si misma, no temen a negarse ante solicitudes incomodas.
Las personas asertivas no comulgan con las mentiras y mucho menos las injusticias.
Resuelven los problemas confiando en un criterio personal, y no se dejan llevar por las tendencias sociales.
Son de carácter empático y siempre buscan la manera de entender a su interlocutor, conecta con su percepción de la vida aunque no la comparta.
Llegan a acuerdos, son buenos negociantes.

Es muy importante que te sientas bien contigo mismo, y trabajes en la autoestima, recuerda que tienes derecho a decidir, expresarte, elegir y compartir tus ideas #Congarrasydientes